El pelo es el reflejo del alma



Qué será lo que tiene el pelo, que muestra cómo estás, en casi todos los aspectos!

Seguro que a más de una, si frecuentáis la misma peluquería, os ha pasado que el peluquero/a te mira el pelo y te sueltan alguna pregunta que, al más puro estilo Rapel, te “destapa”… Y es que el pelo sin brillo, encrespado, débil,… denota estados carenciales de nutrientes o estados emocionales determinados; estados carenciales en general.

A mí, desde luego, me pasa; y a pesar de no saltarme mis imprescindibles: dormir 7 horas, seguir cuidando mi alimentación y tener activa mi vida social, mi pelo refleja perfectamente el estrés acusado que estoy pasando.

Últimamente he sobrepasado los límites de la velocidad y ya no corro… centrifugo! Estoy al final de una etapa que me ha absorbido pero que está mereciendo la pena.

Desde la vuelta de mis vacaciones, he pasado de escribir en el blog dos veces por semana a hacerlo una (o ninguna). Llevo el Facebook a matacaballo y el Twitter no lo llevo. He tenido que dejar los entrenos… Pasé de entrenar dos veces a la semana a una y ya, ni el tiempo, ni el cuerpo me dieron para más (por esto sufro, porque me parece una locura correr la media maratón de Madrid el 29 de Marzo y no estar entrenando! Pero esto es tema de otro post porque voy a empezar con medidas correctivas adaptadas que compartiré). A duras penas llego a lo imprescindible para mí y a mantener la casa, pero en Invitrotecnia ya hemos presentado al Ministerio la primera solicitud para abrir la línea de I+D de la empresa… lo que siempre he querido.

Esto, sumado a exceso de sol y agua salada en vacaciones, ha dado como resultado, en lo que a pelo se refiere, a un sucedáneo de Bruja Avería! Para controlar mi pelo, recurría a geles fijadores, pero que me resecaban todavía más la melena. Y aunque he vivido pegada a la mascarilla de queratina, el resultado ha sido un pelo extremadamente seco y encrespado.

Pero la ciencia avanza y L’Oreal ha marcado un antes y un después en los tratamientos de pelos rebeldes: KERASTASE DISCIPLINE. Ahora, antes de echarle imaginación (“Rupert, te necesito”), tardo 5 minutos en reparar el cabello encrespado y conseguir brillo y suavidad en sólo 3 pasos: champú (12,90€), tratamiento con aclarado (15,80€) y mascarilla (con o sin aclarado) (24,15€).

 

Línea KERASTASE DISCIPLINE

La línea KERASTASE DISCIPLINE ha conseguido marcar un antes y un después en el tratamiento de mi pelo. Lo reestructura en 5 minutos!

 

Este tratamiento una vez cada quince días y listo!

Si queréis mimaros, haceros el regalo por San Valentín.

Nos vemos en Facebook y Twitter (muy pronto).



Sin comentarios todavía

Responder

Current ye@r *